Superior

Tu Pediatra Responde: Cólicos del lactante

Puntúa este artículo

Icono Tu pediatra Responde

Cólicos del lactante

Lo primero es felicitaros a los cuatro por la iniciativa que habéis tenido, y agradeceros vuestro tiempo, vuestro trabajo y vuestra dedicación a estos bebes y papas. Quisiera comentaros mi problema, tengo un bebé de casi tres meses y está con lactancia materna exclusiva, cuando le pongo al pecho se retuerce y tira del pezón, lo coge y lo suelta continuamente, mientras hace fuerza y mama llorando, antes (desde hace dos meses) le ocurría en el segundo pecho, pero últimamente desde el primero. La única forma de que haga algo de la toma es poniéndome en pie y acunándolo. El alimentarle se convierte en un acto angustioso. ¿Puede ser cólico o estreñimiento? en ocasiones mejora cuando hace deposición mientras mama. Está con reuteri y eupeptina sin mejoría. Lo único es que está bien de peso y talla. El niño llora mucho, duerme muy poco y agitado, pienso que por los retortijones (incluso grita). ¿Es normal? ¿Ocurre en más casos? ¿Qué le puede pasar? ¿Esto cede? No sé que hacer. (Irene)

Hola Irene, lo primero darte las gracias por tu apoyo y lo segundo enhorabuena por ofrecer lactancia materna a tu hijo, lo cual a veces no resulta tan sencillo. La lactancia materna es la forma natural de alimentar a tu hijo y va cambiando con él. Seguramente los primeros días de vida tu hijo tardaba mucho en mamar y vaciar el pecho y según pasa el tiempo es capaz de hacerlo más rápidamente ya que ha aprendido la técnica y además su succión será más vigorosa, por lo que en unos minutos extrae la mayor parte de la leche de tu pecho y luego puede dedicarse a tirar del pezón o a soltar y agarrar el mismo, en un intento de conseguir más leche. Además es muy frecuente que en torno al tercer mes de vida los bebés experimenten un periodo de crecimiento más rápido, por lo que sus necesidades alimenticias aumentan y suelen aumentar la frecuencia de las tomas e incluso estar más irritables, agarrar mal el pecho y soltarlo continuamente, estar intranquilos en las tomas etc.; esta situación suele ser pasajera ya que al aumentar la demanda de leche por parte del bebé se aumentará la frecuencia de las tomas, lo cual da lugar a un incremento en la producción de leche y así cubrir las necesidades del bebé en ese periodo. Por otro lado nos comentas que le estás dando eupeptina y reuteri para el estreñimiento.  La eupeptina es un fármaco que se emplea en bebés con problemas de estreñimiento, mientras que el reuteri está compuesto por lactobacilos que ayudan a regular el tránsito y la flora intestinal y que parecen mejorar los cólicos en algunos lactantes. Hablamos de estreñimiento en bebés cuando tiene dificultades para hacer deposición, las deposiciones son duras y además está irritable, te comento esto porque el patrón de las deposiciones en los bebés es muy variable y es tan normal el bebé que hace 3-4 deposiciones al día, como el que realiza una cada dos días sin dificultades. La mayoría de los síntomas que nos comentas (coger y soltar el pecho, llanto, irritabilidad…) también pueden estar justificados por los cólicos del lactante, que son episodios de llanto e irritabilidad inexplicables acompañados por distensión abdominal y emisión de gases por vía rectal, y que además no repercuten en el crecimiento del bebé que gana peso adecuadamente. En este caso recuerda que es un cuadro benigno que suele desaparecer sobre los cuatro meses y que para mejorarlo debes intentar que las tomas sean tranquilas, procurando que eche bien el aire tras las mismas, también puedes realizarle masajes en la región abdominal en el sentido de las agujas del reloj y los movimientos rítmicos y de balanceo suelen mejorarlos. De todas formas, sea cual sea la causa, intenta mantener siempre la calma y la tranquilidad para poder transmitírselo a tu hijo y disfruta del momento de ofrecerle el pecho. Por último te voy a comentar la existencia de los llamados “bebés de alta demanda”, concepto acuñado por el Dr. Sears, según el cual al igual que los adultos somos diferentes también lo son los bebés. Estos bebés son muy demandantes y absorbentes, duermen poco, con despertares frecuentes y comen y lloran con verdadera desesperación, haciendo que sus familias se sientan en ocasiones superadas. Sí te parece que éste pudiera ser vuestro caso te recomiendo esta página http://www.bebesaltademanda.com/, en la cual te ofrecen consejos e intentan ayudar a los padres de estos niños a afrontar su crianza de un modo más tranquilo y relajado.

 

Tengo un hijo de 18 meses que hasta ahora estaba tomando una leche de continuación, al ponerle las vacunas su enfermera me ha comentado que ya le puedo dar la leche de vaca normal ¿Es mejor darle una leche de crecimiento? ¿En qué se diferencian? Muchas gracias y enhorabuena por este proyecto. (Andrea)

Hola Andrea, la leche es, como ya sabes, uno de los pilares fundamentales en la alimentación del niño y se recomienda que su consumo no sea inferior a medio litro al día. Las leches de crecimiento están muy equilibradas nutricionalmente y cubren las deficiencias que tiene la leche de vaca para los niños más pequeños, generalmente menores de tres años. Las leches de crecimiento contienen grasas mejor adaptadas, por un lado se enriquecen con ácidos grasos esenciales muy importantes para el desarrollo cerebral, y por otro lado se sustituye la grasa láctica por acetites vegetales que son ricos en grasas monoinsaturadas y poliinsaturadas que se adaptan mejor a las necesidades de los niños. Estas leches tienen además una menor cantidad de proteínas para prevenir la obesidad y están enriquecidas con hierro, yodo, zinc, selenio y vitaminas para cubrir los requerimientos específicos de estas edades.

 

Buenas tardes, tenemos un bebé de 5 meses que se pasa las noches llorando y apenas duerme. Cuando nació los primeros días tomaba el pecho y se dormía bien, pero a partir de los 15 días empezó a costarle mucho quedarse dormido, teníamos que acunarle y cogerle en brazos. Y seguimos así, además se despierta muchas veces llorando y a lo mejor tarda dos horas en volverse a dormir. No sabemos qué hacer, nos han comentado que existen unos medicamentos con melatonina y que van muy bien. ¿Nos podríais informar acerca de esto? Gracias. (Luis M.)

Buenas tardes Luis, lo primero que me gustaría comentarte es que los bebés tienen unos ciclos de sueño diferentes a los de los adultos, y que se van modificando y adaptando más a los nuestros según pasan los meses. Por lo tanto, es bastante normal que en estos primeros cinco meses de vida de vuestro hijo tenga bastantes despertares nocturnos, que además pueden ser más frecuentes si existen motivos que puedan perturbar su sueño, como la sensación de hambre, el pañal sucio etc. Aparte de esto, es cierto que hay niños que tienen más dificultades para conciliar el sueño o para entrar en un sueño más profundo; antes de iniciar cualquier tratamiento farmacológico te recomiendo que lo comentes con tu pediatra y reviséis las condiciones ambientales y los hábitos de sueño de vuestro hijo. En cuanto a tu pregunta acerca de la melatonina, decirte que es una hormona producida por nuestro organismo durante las horas nocturnas y que aunque tienen también otras funciones, la principal es facilitar el inicio del sueño regulando el ritmo vigilia-sueño (su presencia en sangre es mayor durante la noche y disminuye en el día). Este ritmo vigilia/día-sueño/noche se suele instaurar a partir de los 5-6 meses de vida. Últimamente ha aumentado el consumo de preparados que contienen melatonina, que muchas veces se comercializan como simples complementos nutricionales, en casos en los cuales no está indicado. Estos preparados se han venido utilizando, sobre todo en Estados Unidos, en adultos para el insomnio, como protector óseo, para regular la inmunidad etc. En los niños parece tener también un efecto beneficioso en la regulación del sueño, pero los escasos estudios realizados hasta el momento, con muestras pequeñas y breves periodos de tiempo (menos de tres años) y el desconocimiento de muchos de sus efectos terapéuticos y posibles efectos secundarios a medio y largo plazo, desaconseja su uso generalizado en niños sanos con problemas de sueño. Además no se recomienda su utilización en niños menores de 6 meses, por lo que no debéis administrárselo a vuestro hijo en este momento. Lo mejor es que lo consultéis con vuestro pediatra que decidirá qué es lo más adecuado.

 

Hola, soy madre desde hace poco, mi bebé tiene 15 días y me preocupa que tiene hipo muy frecuentemente a lo largo del día, incluso por la noche. ¿Es normal? ¿Le sienta mal la leche? Muchas gracias. (Merche)

Hola Merche y enhorabuena por tu reciente maternidad. El hipo en los bebés es bastante normal, propio de los primeros meses de vida, y suele durar unos 10-15 minutos como mucho. Entre las causas que suelen favorecer la aparición del hipo son la entrada de aire en el estómago del niño, generalmente por una mala técnica de alimentación; si tu hijo toma el pecho que su boca abarque toda la areola para que no trague aire, y si le das biberón intenta que esté bien inclinado con la tetina llena de leche e intenta hacer pausas para que eructe. Otras posibles causas del hipo pueden ser la sobrealimentación del bebé, las regurgitaciones o un periodo de llanto intenso. En cualquier caso, el hipo suele ser un proceso benigno y transitorio que no repercute en la salud del niño. Si dura más de dos horas o aparece diariamente varias veces, consúltalo con tu pediatra. Para aliviar el hipo puedes intentar cambiar a tu hijo de posición, ponerle el chupete si lo usa, facilitar el eructo o darle un poco de agua.

Temporalmente nuestra sección “Tu Pediatra Responde” no va a seguir funcionando, pero podéis seguir mandando vuestras consultas pinchando en la imagen que tenéis a continuación.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

,

Desarrollado por WordPress. Diseñado por WooThemes